miércoles, 4 de febrero de 2009

hormonas celestiales

¿hay que escoger...? entre sexo o amor, entre cigarros o marihuana, entre dinero o tiempo, entre comida chatarra o verduras con ensalada...

por ejemplo, yo pod rí a su g... .. . esta idea me aburrió, no quiero terminarla...

cambio de tema...

quizá es ese frío de mierda tan solidificable, se fragmenta, se solidifica, se afila y repite, como un ciclo de lavadora ejecutiva... la mía no sabe hacer tanta mierda...

entonces minúsculas frivolidades se nos incrustan en las venas, como una autopista de manoseos obscenos...

¿pero quién? ¿será que dios existe por ratos? ¿son hormonas? ¿dios es una glándula? oh gran pituitaria! dame un beso con lengua!

1 comentario:

Anónimo dijo...

Vieras que tengo un amigo que se llama Pablito

Un completo asshole y todo un maldito

Tiene pensamientos de acido de batería

Realmente provoca que la gente se ría

A continuación está el ejemplo, el ejemplo perfecto

Palabras llenas de obre en el compa detecto

Me hablaba de un artículo que vio el otro día

Parar yo de reírme, parar yo no podía

Me hablaba de un artículo que vimos en la prensa

La parla es algo larga, no la hagamos mas extensa

Trata de un vuelco, del vuelco de un Bus

Se van a reír tanto cuando cuente esta pus

Se vuelca aquella lata y hacia el guindo ya se mueve

Se salva solo un roco que tenia sesenta y nueve

Dicen que aquel roco que jamás perdió la fé

Terminó bien agarrado, de una mata de café

Quedó guindando el roco, guindando en el vació

Cuando oigo a Pablo no lo evito yo me río

Con las uñas aquel roco, va subiendo por peldaños

Y cuando lo entrevistan resultó que cumplía años

El roco comentaba que ya cumple los setenta

Pero lo que dijo, para Pablo fue una afrenta!!!

“Es el mejor regalo que Dios me pudo dar”

Dijo el ijueputa cuando ya comienza a hablar

Se cuestiona Pablo con su estilo bien ansioso

Muy tonto comentario, muy tonto y muy odioso

El mejor de los regalos que Dios le pudo dar

Que todos se murieran para solo a él salvar

Para un mejor regalo, muchas cosas se me ocurren

Ya que todo el mundo, a Dios siempre recurren

Un millón de dólares y tres lindas perrotas

Bien siliconeadas, con las grandes tetotas

Pablo pediría una, gran casa en la playa

Ya la hipocresía , la gente ya ni ensaya

Ya que diferencia, de matarse en un Bus

Si ya en cualquier momento, puede darle un patatus

Si el cielo el mas allá, es tan maravilloso

Mejor no postergar, el camino doloroso

Porqué en ese accidente, se cree que tuvo suerte?

Cuál es esa obsesión, de postergar la muerte?

Que tiene bondadoso, que Dios te la perdone

Talvéz tiene una deuda, que ocupan que condone

Cual es la maravilla, de quedarse mas aquí?

Si ya que está tan roco, ni puede hacer pipí

Es como hacer la fiesta, con muchas supermodelos

Pero no puede entrar, ya no es para lelos

Es una enorme fiesta, con comida y mucho guaro

Pero no puede entrar, la entrada cuesta caro

Igual le pasa a él, afuera como el hielo

Aún no puede entrar, no entra en el cielo

Es como que yo salga, abrazado de una zorra

Y te diga lo siento, y te mande a la porra

Asi es que no lo vean, como la bendición

Ya que te perdistes, la entrada a aquel pelón

Si realmente están seguros, de lo que les espera

Porque ponen excusas, que gente majadera

Que acaso no es que el mundo, es efímero y carnal?

Mejor te hubieras muerto, alejándote del mal

Además allá en el cielo, felices son de sobra

Mientras que aquí abajo, la gente hasta se obra

Y todos en el cielo, gozando gozo eterno

Mientras sus familiares, están en el infierno

Es un valeverguismo, que va a todo nivel

Algunos en el cielo y otros in the Hell

Que lindo estar aquí, aquí en el paraíso

Mientras mis familiares, allá chupando el piso

Mientras que yo en el cielo, solo brincando y juego

Mis otros familiares, se queman en el fuego

Mientras los días felices, aquí los tengo fijos

Abajo en el infierno, torturan a mis hijos

Un mounstro infernal, cubierto de Gillette

Y con enorme foco, en forma de Baguette

Y no es cuestión de hablar, de la contradicción

Sencillo aquí la fe, peor que la adicción

No es cuestión de fe, son los supersticiosos

La mata de café, es para los odiosos

Te quieres persignar, y es solo por si acaso

Tampoco blasfemar, no seas ya tan payaso

Son bueyes todos bueyes, que van hacia el establo

Todo esto me decía, mi buen amigo Pablo

También cerró diciendo: “Farsante e siete suelas!!

La muerte denle muerte!!, denle muerte a mi abuela